Una linterna en el camino

En casa siempre me enseñaron a querer a Dios, pero es desde hace unos
años que Le descubrí y desde entonces es Él quien guía mi camino.

Muchas veces he intentado participar en comunidad y muchas veces no he
encontrado mi lugar, quizás por no saber comprometerme. Siempre he
intentado reflejar las enseñanzas católicas y el amor de Dios que siento
en mi corazón en el día a día y en la relación con los demás.

linterna

Seguí mi camino pensando que yo era la dueña pero mira cómo, la Paciencia Infinita, ha sabido guiar mis pasos:

Un profesor jesuita en la universidad me dijo: “No le busques, Él te
encontrará. Pero no cierres la puerta con cerrojo, déjale entrar”. Y no
tardó. Desde entonces siempre me ha acompañado: en los buenos y en los
malos momentos, NUNCA me dejó sola.

Llevo en internet desde los primeros chats. He participado en numerosos
foros y grupos on-line. En definitiva, he seguido con mi vida (esa que
yo pensaba mía) con presencia en casi todas las plataformas y RRSS.
Hasta que un día Xiskya se cruzó en mi TL de Twitter. Una mujer de mi
edad, valiente, cristalinamente franca y alegre y con las manos tendidas
hacia cualquiera, me cautivó.

Así entendía yo también el “ser iglesia”. Vi nacer #iMisión en sus
tuits, y seguía sin sentirme valiente. Hasta que leí su libro de un
tirón. Ella me recomendó que lo hiciera poco a poco, para asimilarlo,
pero era imposible. Cada pensamiento que Xiskya me hacía llegar a través
de la lectura, mi corazón lo adelantaba. Le contesté que tenía muy
claras sus reflexiones, que también eran las mías desde hacía mucho y
que ahora yo tenía un problema: sentía la necesidad de compartirlo. En
ese momento, sin darme cuenta, ya era parte de #iMisión.

Sí, así era, esa era la comunidad que yo estaba buscando. Él lleva años
encaminando mis pasos hacia este lugar en el sexto continente. Aunque, a
la vez, también me haya dirigido en el 1.0 al regazo de las Hijas de
Jesús. Todo tiene sentido. No es mi camino, es el camino de Jesús. Es Su
voluntad. ¡Aquí estoy! #imisionera en ese lugar donde nunca se pone el
sol, donde siempre reina la esperanza y la alegría de Dios.

Vacaciones!

Por fin han llegado!
Oficialmente ya estoy de vacaciones. Bueno, vacaciones del trabajo, porque este año estamos “castigados” a quedarnos en casa. Ya se sabe, la vuelta al cole… tu pareja trabajando…. en fin, que van a ser unas vacaciones muy familiares.
Y como me he propuesto desconectar, pues eso mismo voy a hacer: fuera dispositivos 2.0. Vamos a llenar los días de familia, de casa, de paseos, de parques, de tiendas de uniformes, de tiendas de calzado, de tiendas de elementos deportivos, de tiendas de material escolar….. jajajaja
Bueno, y también algo de labores que tengo pendiente.
 
Nos vemos a la vuelta!! Que disfrutéis de la reentré.

Un pequeño respiro.

Hace unos días volví a abrir mi perfil y repasé las últimas entradas del blog. Tengo la sensación de que hace bastante que escribí la última. Quizá me parece más tiempo del que realmente ha pasado, aunque en términos de mundo virtual casi dos meses es toda una vida, a mi me ha pasado como un suspiro.
He llegado a estas fechas totalmente extenuada. Físicamente quizá no tanto, pero mi ánimo necesitaba un respiro, necesitaba empaparse, rebozarse como una croqueta, …de los míos.
 
Cuando escribí la última entrada, habíamos terminado de recoger corazones. Os comenté que una semana después de la quedada de tejer corazones, seguían en el lugar que los dejé al llegar entonces a casa. Hoy puedo deciros que todavía siguen en la caja… aunque en otro lugar de casa. Allí están, esperando a que termine el curso escolar, esperando a que la rutina de esta familia cambie y me deje las tardes libres y pueda dedicarme a engarzarlos. Como el verano ya se nos ha echado encima y no podremos hacer la entrega ahora, iré formando las mantas y las tendré listas para la vuelta en Septiembre.
Mientras el proyecto iba recopilando corazones, a la par, yo iba desarrollando otros trabajitos personales con ganchillo… y con dos agujas!! por fin!! Al fin me reconcilié con las dos agujas. Aquí los tengo.. listos para ir enseñándolos poco a poco. Los tengo en diferentes fases de acabado, así que irán pasando por el blog según los termine.
Hay cosas interesantes, cosas inventadas, cosas copiadas y reproducidas, patrones… ya los iréis descubriendo.
 
Montse.