Liada como una calabaza, pero ha sido un día espléndido.

Me parece que ha pasado un siglo desde que publiqué la última entrada.
La razón es que la actividad frenética ha vuelto a mi vida.
Supongo que no puedo evitarlo, las cosas y las oportunidades se me ponen delante y no puedo dejarlas pasar.

Por un lado, mi proyecto de “Summer night star” sigue adelante con algunos cambios.
Después de hacer bastantes estrellitas de cinco puntas sueltas, pensé que ¿por qué no las iba pegando al mismo tiempo que las hacía? y ahí me dí cuenta del problema de unir grannies con forma de pentágono: la labor se cierra como si fuera una pelota.

No era lo que yo buscaba. O añadía otro motivo para unirlas en plano, o buscaba otra estrella de seis puntas. El tiempo no es de lo que más abunda en mi día a día, así que no podía perderlo buscando y buscando. Simplemente decidí añadir una pata a esa estrella y darle un par más de vueltas para hacerla más grande y que luciera más.
Luego encontré que eso ya estaba inventado!! Dando una vuelta por Pinterest, vi el patrón en el tablero de DMC. Aunque yo lo estoy haciendo un poco …diferente.

Es una estrella bastante bonita y simple. Con tan sólo cuatro vueltas, ya la tienes terminada. A mi proyecto le queda poco.

 Por otro lado, estoy empezando a entender el siguiente proyecto que tengo a la cola.
Está todo en japonés y no tengo ni idea, pero observando los símbolos del patrón creo que podré con él.
En cuanto termine con las estrellas, voy a por el hilo para este precioso vestido.
La semana pasada, la profesora de piano de mi hija me dió una sorpresa. El próximo jueves en la escuela de música van a hacer una audición con todos los alumnos. Mi hija está preparando una canción a cuatro manos, acompañada por la profesora. Pero… ese día ella tiene un concierto en otro lugar. Solución: “Acompáñale tú”
AAAAAAAAAAAAAAAAAaaaaaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!!!!
 En un momento me dió el ataque del siglo!! Llevo 18 años sin tocar en serio y mucho menos en público. Confío en que no será problema, de hecho llevamos estudiando toda la semana y la pieza nos suena estupendamente. A ver qué tal se nos da el “Volpe tu hai rubato l’oca”.
Hoy sobre las 10 de la mañana, me han enviado un mensaje por Twitter. Hoy es viernes, día de #FF (Follow Friday). Y @El_Violín me ha dedicado este vídeo para amenizarme la mañana:
 
Podéis imaginar, que el trabajo a partir de ese momento transcurría de otro humor. La mañana sonaba con otra calidad. 
Hace también dos semanas, John pasó por mi trabajo para traerme el nuevo número de la revista que editan en inglés: T.I.M Magazine. Está hecha para los expratiados que viven en la zona de Costa Blanca y Murcia. 
Ya sabéis que tengo buena relación con los Británicos que viven en mi zona. 
http://www.timspain.com/
Cada mes hacen un concurso, escondiendo un gazapo por los anuncios de la revista. Si lo encuentras, rellenas el cupón, lo envías y … si tienes suerte, te puede tocar algo interesante.
El regalo de este mes me pareció más que interesante!! Mis doloridos músculos se encogieron de golpe cuando leí lo de “massage”. Me da igual cómo sea, ni si es de más o menos tiempo.. mi cuerpo me lo pedía. Así que rellené el cupón y lo envié. 
Pues bien, también hoy, un par de horas más tarde de recibir el regalo musical de El Violín, me han llamado de la edición para comunicarme que he sido la ganadora Yuhuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuu!!!!!!!!!!!!!!!

Por si fuera poca sorpresa.. esta tarde, haciendo la compra en el supermercado, “se ha caído” este libro dentro del carro.
Yo no he sido!! De pronto me lo he encontrado entre las cajas de leche, los huevos y las verduras.
Pero no le voy a hacer ascos, no, no!!! Me lo voy a leer encantada!!

¿¿¿Hay algo mejor que mantener cuerpo y mente en harmonía???
Pues sí:
Mantener cuerpo, mente y alma en harmonía, 
porque esta tarde Reme, mi compañera tejedora, me ha otorgado un premio en forma de cuestionario que me ha hecho mucha ilusión.
Pero ese premio, no lo voy a contestar aquí. Se merece una entrada para él solo.
¿A que ha sido un día inmejorable?? Bueno, seguramente se podrían mejorar muchas de las cosas de nuestro alrededor. Pero mientras no lo conseguimos, creo que debemos valorar todo lo bueno que nos llega y todo lo bueno que alegra a quienes nos rodean.
Feliz fin de semana!
Anuncios

De tal palo…

Dicen que la predisposición artística se hereda. Por ahí tenemos familias famosísimas de músicos, cantantes…

Que a mi se me den bien cosas como las que muestro en este blog, puede que tenga las raíces en mis genes.

Y si no, aquí una muestra de lo que mi padre es capaz de hacer con un trozo de madera:

aquí otra muestra:

Esos fueron regalos para mis hijos. A mi me hizo muchas cosas en mi infancia, pero la que guardo con más cariño es esta:

¡¡Mi padre, un carpintero, convertido en Luthier!! ¿cómo no iba a gustarme la música con tal ejemplo?.

Y aprendí a tocarla. Esta preciosa bandurria fue mi primer instrumento.